lunes, 26 de noviembre de 2012

Cuando muera....

Cuando yo me muera quiero que me entierren y que me coman los gusanos, que se metan en las cuencas de mis ojos y sean felices en lo que alguna vez fue mi ventana al mundo, mi llanto a la vida, mi luz. Cuando yo me muera quiero que quien quiera llorar, llore, y quien quiera reír, ría. Que aquellos que me amaron digan: “Vivió cómo nadie ha vivido la vida”.

Cuando yo me muera no quiero ser cenizas, nunca lo he sido, déjenme ocupar mi espacio, nutrir la tierra, alimentar algunas flores… déjenme descansar.

Cuando yo me muera quiero que tengan en mente que siempre fui mía, y eso no debe cambiar, mi cuerpo no le pertenecerá a nadie, no soy un souvenir para cuando estén tristes, es mi cuerpo y se lo doy al mundo.

No se preocupen por tenerme en una caja, no necesitarán estar junto a mi envase vacío para sentirme, seré parte de todo, seré el aire, seré el agua, seré sus lágrimas y sus manos al limpiarlas, seré el sonido del viento, seré un dulce tormento, seré un dolor, seré risas, seré suya y mía.

Mientras tanto seguiré exprimiendo mis días, para morir estando viva.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario